Followers

Sunday, February 15, 2009

Hablar

"Me gusta la gente que se niega a hablar hasta que está preparada para hablar".

Lilian Hellman (E.E.U.U. 1905-1984)

11 comments:

toñi said...

Es la mejor manera de no meter la pata .
Una frase estupenda.
UN BESO

Mariana said...

... pero creo que somos los menos jejeje

Un beso!!

Trini said...

Si todos hablásemos cuando debemos, o cuando nos apetece de verdad, todo sería más tranquilo o, según se mire, más aburrido:)

Un abrazo

moderato_Dos_josef said...

Esta frase si es sabia. como yo jajaja. Un abrazo!

Abril Lech said...

Coincido.
Totalmente.

Sólo que no siempre se sabe cuando es el momento justo, no?

MAR said...

A mi me gusta la espontaniedad.
Besos para ti.
mar

alma said...

Bien, porque, hablar para no decir nada....eso no desmerece la espontaneidad

Algaire said...

:-) De esos que pocos hay por desgracia.

A. M. Vermon said...

Hablar empobrece,
escuchar enriquece.

*GeRi* said...

Buena frase amigo!!

un beso.

Anonymous said...

En la comunicación sea cual fuese, uno toma participación con la influencia de existencia en nuestro entorno o creación de mundo, marcándonos en él para bien o mal, gustando o no. Uno nunca debe negarse a ser por ser, y la mejor manera de prepararnos es nunca estar con el fuerte, por interés o conveniencia, eso solo denota carencia. Ya que innegable es percibir en todos los grados la atrocidad. No para justificarla, pero si para aprender de ella. Y no quedarse con la prepotencia utilitaria, de aquellos que manejan conceptualmente e históricamente la confrontación del poder, Como lo hacen monopólicamente desde burgueses y quienes conviven en esas esferas o radicalizan sus inquietudes, o políticas, ya que durante siglos se han encargados de engendrar un marco, para asustar con frases como estas al sumiso, ignorante, temerosos... En fin… Muchas veces los que callamos otorgamos el sofisma.... Porque para escuchar y entender, te deben replicar o exponer. En la vida no corre guardar para tener. La vida como las palabras hay que enfrentarlas con la mejor de la disponibilidad, para así no ser cómplices de la vergüenza… Y tal vez, asegurar en todos, un tener para decir ¡!

designiio