Followers

Friday, November 28, 2008

La dicha de vivir

"Poco antes de la oración del huerto, un hombre tristísimo que había ido a ver a Jesús, conversaba con Felipe, mientras concluía de orar el maestro. -Yo soy el resucitado de Naím - dijo el hombre - . Antes de mi muerte, me regocijaba con el vino, holgaba con las mujeres, festejaba con mis amigos, prodigaba joyas y me recreaba en la música. Hijo único, la fortuna de mi madre viuda era mía tan sólo. Ahora nada de eso puedo, mi vida es en páramo. ¿ A qué debo atribuirlo ? - Es que cuando el maestro resucita a alguno, asume todos sus pecados - respondió el apóstol -. Es como si aquel volviese a nacer en la pureza del párvulo. - Así lo creía y por eso vengo - -¿ Qué podrías pedirle habiéndote devuelto la vida? - Que me devuelva mis pecados - suspiró el hombre".


Leopoldo Lugones (Argentina, 1874-1938)

11 comments:

Mariana said...

Resulta que todo lo que es pecado para el hombre casi siempre es placentero... si no fuera asi, todos estariamos en estado de gracia.


Besos!!

Trini said...

Es que, un hombre sin pecados es como un café descafeinado:):)

Un abrazo

moderato_Dos_josef said...

Los hombres, según la iglesia y demás religiones, vivimos rodeados de pecados...Debe ser cierto...

AriaDna said...

No hay mayor pecado que vivir sin pecar

besos

Jesus Dominguez said...

Si alguna vez Dios entendiera que existe gracias a nosotros y no al revés...

conny said...

La vida sin ellos, seria como el cafè sin azùcar,y tambien es aprendisaje,en lo que yo no estoy de acuerdoo es en hacer daño a terceros, porque debemos recordar siempre que todo se regresa. acabo de terminar de leer tu libro, y solo tengo una palabra...FABULOSO!!! abrazos

Eva said...

El pecado hace la vida más entretenida Y siempre existe la posibilidad de arrepentirse...

Un abrazo.

Eva said...
This comment has been removed by the author.
Allek said...

interesantes palabras..
saludes!

UMA said...

La vida, hecha de todos nuestros pasos a conciencia, siempre tenderà a querer volver a ser nuestra...
Muy bueno, Fer.
Que tengas una buena semana, y màs que buena

Abril Lech said...

:-) O al menos "pastillas para no soñar", como dice la canción de Sabina. Porque vivir 100 años más pero de esa manera... es cruel.